Política y comercio

Avatar de Usuario
eltelegramon
Mensajes: 1156
Registrado: 07 Feb 2014, 15:59

Política y comercio

Mensaje por eltelegramon »

Las cuestiones políticas son de organización de la sociedad. Pero concretamente hay un caso que se da bastante, es el siguiente:

Están los conjuntos A y B. A quiere que el objeto directo C se mueva hacia la posición X pero B quiere que el objeto directo C se mueva hacia la posiciona Y. A y B quieren eso por que es lo que les beneficia a ellos pero a A no le beneficia lo que quiere B y a B no le beneficia lo que quiere A.

Creo que este tipo de problemas se soluciona con comercio. A daría a B parte de lo que quiere B y a cambio B daría a A parte que lo que quiere A. Pero para eso A y B tiene que estar los dos en posición de poder negociar. Eso significa que A debe tener algo que B quiere y B debe tener algo que A quiere. Por lo tanto al final el problema político no es un problema de organización de la sociedad. Es un esfuerzo de A y B por ganar la posición de negociador y un enfrentamiento entre A y B para quitarse el uno al otro la posición de negociador. Ante eso ¿Que es lo que beneficia a la sociedad? ¿Cual debería ser la organización social?
Última edición por eltelegramon el 09 Sep 2017, 16:14, editado 3 veces en total.
Spoiler: show
Imagen
Avatar de Usuario
Juan Zuluaga
Mensajes: 12272
Registrado: 13 Oct 2010, 18:30
Ubicación: Bogotá

Re: Política y comercio

Mensaje por Juan Zuluaga »

Estás hablando del trueque y del problema de la coincidencia de intereses. La solución a ese problema se llama dinero.
Spoiler: show
Imagen
No sólo mi trabajo, sino el producto de mi trabajo le pertenece a otro. Así me cortan las manos con las que puedo determinar mi destino.
Avatar de Usuario
diego_tentor
Mensajes: 2071
Registrado: 23 Jul 2013, 22:06

Re: Política y comercio

Mensaje por diego_tentor »

Una buena negociación puede llevar meses o años y se exploran todas las alternativas hasta que haya un acuerdo, y puede decirse 'buena' cuando se resuelve sin violencia.
elansab
Mensajes: 5475
Registrado: 05 Abr 2011, 13:35

Re: Política y comercio

Mensaje por elansab »

A lo largo de la historia de los valores (axiología) se han dado tres teorías, a saber, la teoría objetivista, la subjetiva y la teoría constructivista.

La teoría objetiva consideraba que los valores eran objetivos, eternos e inmutables. Es la teoría que más predicación ha tenido a lo largo de la historia. Dicha teoría fue desbancada con el advenimiento de la modernidad.

La teoría objetiva consideraba que existía un valor objetivo de las cosas. Todas las cosas poseían un valor objetivo. Lo difícil era determinar cuál era esa valor justo. Se escribieron muchos tratados para determinar cuál era el valor justo de las cosas. Por eso en la antigüedad, y en sociedades que se siguen moviendo en dicha teoría, existe el denominado “regateo”. Se considera que el vendedor siempre poseerán un sesgo a un valor por encima del precio justo mientras que el comprador poseerá un sesgo hacia un valor más bajo del precio justo. Y por eso deben de “regatear”. Se regatea para alcanzar el precio justo de las cosas.

Con la llegada de la modernidad se empezó a considerar que los valores ( todos ellos) eran meramente subjetivos, y por tanto irracionales, es decir, que no se podía dar razón de los mismos. Así como en la teoría objetivista de los valores se consideraba que los valores eran captados por la razón ( y de ahí que pudiera debatir sobre ellos) en la teoría subjetivista se consideraba que los valores eran captados, pero no ya por la razón, sino por unos órganos internos llamados sentimientos ( sentimientos éticos, estéticos, etc). Por eso, y en la modernidad, los valores son considerado irracionales. Lo son por no ser captados por la razón sino por los sentimientos.

¿Qué se hizo en la modernidad? Si los valores son considerados meramente subjetivos, es decir, irracionales, lo mejor era que cada hombre poseyera sus valores en el ámbito de lo privado mientras que el Estado debía de mantener una neutralidad axiológica.

Por tanto, y en la modernidad, y frente a la pregunta: “ ¿ Cuánto valen las cosas?” ya no vale con responder que poseen un precio justo que puede ser captado por la razón ( con mayor o menor dificultad). Ahora ,y en la modernidad, la respuesta a la pregunta: “¿cuánto valen las cosas? la respuesta es bien sencilla, a saber, lo que cada uno esté dispuesto a pagar o lo que dicte la ley de la oferta y de la demanda. Ahora ya no hay ningún precio justo de las cosas.

Lo que quiero decir con toda esta parrafada es que las negociaciones que llevemos a cabo dependerán de la concepción que poseamos en torno a los valores (axiología). Dime que valores posees y te diré qué negociaciones se llevarán a cabo. No se puede defender una teoría subjetivista en torno al mundo de los valores pero después esperar una transacción justa en base a unos supuestos valores objetivos.
Edu
Mensajes: 12567
Registrado: 05 Mar 2013, 14:43

Re: Política y comercio

Mensaje por Edu »

Juan Zuluaga escribió:Estás hablando del trueque y del problema de la coincidencia de intereses. La solución a ese problema se llama dinero.
Hay 60 por ciento de que sea un bot... por las dudas..
Avatar de Usuario
nicomedes
Mensajes: 993
Registrado: 25 Jun 2012, 08:46

Re: Política y comercio

Mensaje por nicomedes »

Anónimo escribió:
Juan Zuluaga escribió:Estás hablando del trueque y del problema de la coincidencia de intereses. La solución a ese problema se llama dinero.
Hay 60 por ciento de que sea un bot... por las dudas..
por?
Avatar de Usuario
nicomedes
Mensajes: 993
Registrado: 25 Jun 2012, 08:46

Re: Política y comercio

Mensaje por nicomedes »

elansab escribió:A lo largo de la historia de los valores (axiología) se han dado tres teorías, a saber, la teoría objetivista, la subjetiva y la teoría constructivista.

La teoría objetiva consideraba que los valores eran objetivos, eternos e inmutables. Es la teoría que más predicación ha tenido a lo largo de la historia. Dicha teoría fue desbancada con el advenimiento de la modernidad.

La teoría objetiva consideraba que existía un valor objetivo de las cosas. Todas las cosas poseían un valor objetivo. Lo difícil era determinar cuál era esa valor justo. Se escribieron muchos tratados para determinar cuál era el valor justo de las cosas. Por eso en la antigüedad, y en sociedades que se siguen moviendo en dicha teoría, existe el denominado “regateo”. Se considera que el vendedor siempre poseerán un sesgo a un valor por encima del precio justo mientras que el comprador poseerá un sesgo hacia un valor más bajo del precio justo. Y por eso deben de “regatear”. Se regatea para alcanzar el precio justo de las cosas.

Con la llegada de la modernidad se empezó a considerar que los valores ( todos ellos) eran meramente subjetivos, y por tanto irracionales, es decir, que no se podía dar razón de los mismos. Así como en la teoría objetivista de los valores se consideraba que los valores eran captados por la razón ( y de ahí que pudiera debatir sobre ellos) en la teoría subjetivista se consideraba que los valores eran captados, pero no ya por la razón, sino por unos órganos internos llamados sentimientos ( sentimientos éticos, estéticos, etc). Por eso, y en la modernidad, los valores son considerado irracionales. Lo son por no ser captados por la razón sino por los sentimientos.

¿Qué se hizo en la modernidad? Si los valores son considerados meramente subjetivos, es decir, irracionales, lo mejor era que cada hombre poseyera sus valores en el ámbito de lo privado mientras que el Estado debía de mantener una neutralidad axiológica.

Por tanto, y en la modernidad, y frente a la pregunta: “ ¿ Cuánto valen las cosas?” ya no vale con responder que poseen un precio justo que puede ser captado por la razón ( con mayor o menor dificultad). Ahora ,y en la modernidad, la respuesta a la pregunta: “¿cuánto valen las cosas? la respuesta es bien sencilla, a saber, lo que cada uno esté dispuesto a pagar o lo que dicte la ley de la oferta y de la demanda. Ahora ya no hay ningún precio justo de las cosas.

Lo que quiero decir con toda esta parrafada es que las negociaciones que llevemos a cabo dependerán de la concepción que poseamos en torno a los valores (axiología). Dime que valores posees y te diré qué negociaciones se llevarán a cabo. No se puede defender una teoría subjetivista en torno al mundo de los valores pero después esperar una transacción justa en base a unos supuestos valores objetivos.

eso es cierto, no hay justicia asi que no puede haber precio justo, pero lo que mas se le parece es el precio de mercado.
Edu
Mensajes: 12567
Registrado: 05 Mar 2013, 14:43

Re: Política y comercio

Mensaje por Edu »

porque razona cosas de manera muy tonta y sobre temas tontos. No es buena IA. Esta redescubriendo la rueda, no se para qué.
Avatar de Usuario
eltelegramon
Mensajes: 1156
Registrado: 07 Feb 2014, 15:59

Re: Política y comercio

Mensaje por eltelegramon »

Quizás mas que valores subjetivos son valores sesgados e interesados.
Valores sesgados e interesados, irreales o reales, que benefician a mas o menos gente, acorto y medio plazo y que los aceptan mas o menos gente.
La gente va a decir de ti lo que mas le beneficie a ellos, pero para hacer eso no vale todo el mundo, pero no hay enemigo pequeño. El mejor consejo que te puedo dar es que te prepares para ese ambiente tambien.Creo que para hacer una organización social se debería tener en cuenta eso para que la sociedad fuese provechosa para cada uno.
Spoiler: show
Imagen
Avatar de Usuario
Tachikomaia
Mensajes: 12968
Registrado: 10 Ago 2011, 20:39

Re: Política y comercio

Mensaje por Tachikomaia »

Anónimo escribió:porque razona cosas de manera muy tonta y sobre temas tontos.
Me gustaría ver más especificación en lo que dices. Tont@s es bastante vago o subjetivo, además de insultante. Al forero en cuestión rara vez lo entendí, parece hablar demasiado en abstracto, es decir, de teorías que abarcan muchas cosas o casos y que no se pueden demostrar. Ideas para manejar un negocio de forma más inteligente, parece querer decir. Me recuerda a un pequeño espacio en radio donde se hablaba de actitud emprendedora y esas cosas, interesantes pero tratadas de una forma muy uruguaya-jóven, es decir, donde lo importante parecía la buena onda. En su caso no es eso, pero sí concuerdo en que la forma de tratar los temas parece tonta, aunque insisto en que sería bueno especificar más en vez de llamarle tonta.
Si no puedes hacerlo, intenta primero hacer algo más simple aunque similar.
Responder